Liberan bajo fianza a uno de los agentes involucrados en la muerte de George Floyd

Redacción por 
 el 
Jue, 08 Oct | 2020
Comparte »
Fotografías por 
Cortesia

El exoficial Derek Chauvin, uno de los policías acusados por la muerte de George Floyd en mayo, fue liberado este miércoles bajo fianza. La información fue confirmada por la Oficina del Sheriff del condado de Hennepin.

Chauvin, quien es acusado de asesinato, estaba detenido en un correccional de Minnesota. Su salida de la cárcel  fue hecha tras acordar una fianza de un millón de dólares, sumado a una serie de condiciones a cumplir, entre ellas su permanencia dentro del estado y también la entrega de su armamento, reseñó Daily News.

Tanto Chauvin como tres compañeros más se encuentran a la espera de su juicio el 8 de marzo, de acuerdo con Chicago Tribune. El exagente había permanecido tras las rejas desde el 31 de mayo.

Los demás sospechosos son los exoficiales J. Alexander Kueng, Thomas Lane y Tou Thao, quienes fueron acusados en grado de complicidad. Sobre Chauvin pesan acusaciones de homicidio en segundo grado, homicidio en tercer grado y homicidio involuntario en segundo grado.

Los grises en el caso de George Floyd

El fallecimiento de George Floyd fue captado en video. Ocurrió el 25 de mayo, luego de que Chauvin presionara su rodilla contra su cuello mientras Floyd le decía que no podía respirar.

Este deceso desencadenó protestas, a veces violentas, en todo el mundo promovidas por el movimiento Black Lives Matter (BLM), encargado de capitalizar el descontento que generó este suceso para teñirlo con fines políticos.

Sin embargo, varios informes relacionados con las autopsias practicadas a Floyd han salido a la luz. En las descripciones ofrecidas en estos documentos se habla de la presencia de drogas en su sistema, así como también estaba contagiando de COVID-19 (SARS-CoV-2).

A su vez, en una reciente filtración de videos, Floyd aparece y se le escucha decir: "Voy a morir aquí. Voy a morir, hombre. Acabo de tener COVID, hombre. No quiero volver a eso".

Enseguida el oficial Thomas Lane, se dirigió al otro lado del automóvil y empujó a Floyd hacia él y este comenzó a gritar y a decir repetidamente "no puede respirar". Es decir, empezó a sufrir problemas respiratorios antes de la presunta causa de su muerte.

Floyd se resistió al arresto. Esto ocasionó un forcejeó con los policías y este terminó en el suelo junto al vehículo cuando el oficial Chauvin pone su rodilla en el cuello de Floyd durante más de ocho minutos.

La investigación de la autopsia contratada por la familia de Floyd determinó que la causa de muerte fue "asfixia por presión sostenida".

Añadir nuevo comentario

CAPTCHA
Esta pregunta es para comprobar si eres un visitante humano o no y para evitar el envío automático de spam.