Marc Márquez despidió a Jorge Lorenzo con triunfo en Valencia

Fotografías por 
Cortesia

El español Marc Márquez (Repsol Honda RC 213 V) se mostró intratable en el Gran Premio de la Comunidad Valenciana de MotoGP, en el circuito Ricardo Tormo de Cheste, donde sumó la duodécima victoria de la temporada.

También representó la despedida de su compañero de equipo y cinco veces campeón del mundo, Jorge Lorenzo.

Márquez no salió bien, pero con paciencia y eficacia recuperó posiciones, se acercó a quien era el líder por entonces, el francés Fabio Quartararo (Yamaha YZR M 1), y después de estudiarlo durante apenas dos vueltas, le asestó el golpe definitivo, con contundencia, en la curva once de la octava vuelta. Ahí, literalmente, se acabó la carrera.

Y, mientras para Márquez era el momento de la celebración, a Jorge Lorenzo le tocó el de la despedida, ovacionado en un pasillo que estaba formado por los integrantes de su anterior equipo Ducati en la entrada a talleres y también, poco después, por el equipo Repsol Honda con el que se retira de la competición.

Repson Honda ganó por equipos

La victoria de Márquez y la decimotercera posición de Lorenzo le dan matemáticamente el título de equipos a la escudería Repsol Honda, un objetivo por el que tuvieron que pelear hasta el último metro con las Ducati de Andrea Dovizioso y Danilo Petrucci, que con su caída les facilitó el objetivo.

Jack Miller (Ducati Desmosedici GP19) intentó sorprender a Fabio Quartararo en la salida, pero entre la primera y segunda curva el francés había recuperado la primera posición, mientras que Marc Márquez no acertó y se vio relegado a la sexta posición, si bien antes de concluir la primera vuelta superó a Maverick Viñales para ser quinto.

Apenas una vuelta más tarde Márquez era segundo y comenzó la caza de un Fabio Quartararo que, por entonces, con el circuito libre por delante, había conseguido unos metros interesantes de ventaja.

Ataque en la sexta vuelta

Por detrás del de Repsol Honda se fueron definiendo las posiciones con Jack Miller, Alex Rins (Suzuki GSX RR) y Andrea Dovizioso (Ducati Desmosedici GP19) en cabeza de un nutrido grupo de pilotos.

En la sexta vuelta Márquez estaba tras el rebufo del piloto francés y con la vuelta rápida de carrera un giro antes, por lo que desde ese instante comenzó a «marcar» a su rival para estudiar el mejor momento para intentar superarlo y lograr con ello la «triple corona» para su equipo Repsol Honda, después de obtener el título de pilotos y el de fabricantes.

Y no tardó mucho en intentarlo, ya que dos vueltas más tarde, en la octava, Márquez superó de manera inmisericorde a Quartararo en la curva once, aunque el francés intentó, sin éxito, aguantar al frente de la carrera.

Petrucci se fue al suelo

A partir de ese momento y con un ritmo constante y apenas unas décimas más rápido que sus rivales, el piloto de Repsol Honda se fue marchando poco a poco camino de su duodécima victoria de la temporada, mientras que el francés vio como tras su estela se pegaron tanto Miller como Dovizioso y Rins, aunque supo mantenerlos a raya.

Más atrás, Danilo Petrucci (Ducati Desmosedici GP19) se fue por los suelos en la curva seis, en el mismo punto en que segundos después también se cayó Johann Zarco, quien cuando abandonaba la pista de espaldas a esta no vio como venía la moto de Iker Lecuona (KTM), que era decimoquinto en su debut en MotoGP, y se lo llevó por delante, aunque tras el susto inicial todo quedó en eso, en un susto que por unos instantes recordó la grave caída del año pasado del español Tito Rabat en Silverstone.

 

Hermanos en lucha

Al frente de la prueba ya no hubo mucha historia. Marc Márquez consolidó vuelta tras vuelta su primera posición y Fabio Quartararo no tuvo ningún problema en mantener a raya tanto a Miller como a Dovizioso para confirmar la segunda posición con el australiano como el tercer en el podio, mientras que Alex Rins entró quinto con la Suzuki GSX RR, por delante de Maverick Viñales, su compañero de equipo Joan Mir y el italiano Valentino Rossi.

Los hermanos Espargaró protagonizaron su particular lucha por la novena plaza, que al final fue a manos del de Aprilia, Aleix, mientras Pol entró décimo sobre su KTM.

Tito Rabat (Ducati Desmosedici GP18) acabó en la undécima posición y Jorge Lorenzo (Repsol Honda RC 213 V), en el día de su retirada de la competencia, fue decimotercero.

Dom, 17 Nov | 2019

Añadir nuevo comentario

CAPTCHA
Esta pregunta es para comprobar si eres un visitante humano o no y para evitar el envío automático de spam.