Más de tres meses sin el vital líquido

Sin agua es imposible vivir en Plata III

Redacción por 
Gabriel Montenegro
 el 
Dom, 04 Nov | 2018
Comparte »
¿Te gusta?

Representantes vecinales  de la comunidad de Plata III y urbanización Libertador de Valera, se apersonaron en la oficina de Tiempo Digital para denunciar a la empresa Hidroandes por su desidia evidente en la prestación del servicio y a la vez  para exigirle a la  gerente del área local solución inmediata, por la problemática con el servicio de agua desde hace 3 meses. Manifiestan que el problema es recurrente y no se vislumbra una  solución cierta y efectiva, con los consiguientes dramas de insalubridad , sequía, contaminación y la sed total.

HIDROANDES “ELEFANTE BLANCO”

“Ya tenemos más de tres meses con simples promesas y una sequía total no solo en las veredas, sino en los bloques, zona donde se haya ubicado el Templo parroquial “Espíritu Santo”, parte baja, curva del “indio” y varios sectores de la vecina Plata IV” - Expresaron muy molestos .

Añadieron los afectados, que hace varios días hubo varias manifestaciones de calle y los representantes de la referida hidrológica prometieron solucionar el problema en 24 horas, pero desde ese momento ya han pasado seis días más sin recibir ni una gota por las tuberías”

Son más de 600 familias afectadas con la ausencia total del vital líquido y la gente no halla a qué organismo acudir para que por favor le restituyan el servicio, ya que en la empresa donde deberían recibir una solución expedita o al menos el paliativo de los camiones cisterna, solo reinan la incapacidad y la desidia.

Lo más grande  del asunto – subrayaron los vecinos- es que cuando se hacen las naturales denuncias, de inmediato sale un improvisado a querer justificar lo injustificable, echándole la culpa a los medios de comunicación y tratando de rebatir y desvirtuar una realidad del tamaño de una catedral. “para nadie es un secreto que desde que desapareció el INOS (Instituto nacional de Obras Sanitarias), la nueva empresa no ha respondido a las expectativas de las exigencias comunitarias de los trujillanos.

Aclaran que no la emprenden contra los trabajadores, obreros y técnicos de esta institución, sino contra quienes gerencian la empresa, debido a que  “en Trujillo, y en el caso específico de Valera, estamos muy mal desde todos los puntos de vista, motivado a la desinversión para modernizar no solo el sistema de recolección del agua de su afluente principal el río Motatán, su tratamiento natural, bombeo y distribución, ya que cuando hay verano es por la sequía que no llega y cuando llueve a cántaros los representantes de Hidroandes nos vuelven a salir con el cuento de la “sedimentación y turbidez del vital líquido como causante del problema”- dijeron para finalizar.

Añadir nuevo comentario

CAPTCHA
Esta pregunta es para comprobar si eres un visitante humano o no y para evitar el envío automático de spam.